Mente generosa

Si tenemos una mente generosa, una gran mente, y si hacemos la práctica con un fuerte espíritu, no tendremos por qué preocuparnos. Sin esperar nada, solo practicamos nuestra vía. Muchos estudiantes preguntaron a Dogen cómo se podría mantener económicamente el templo o el grupo sin seguir ningún plan y él respondió: «Cuando nos sea difícil mantener nuestro templo, entonces nos pondremos a reflexionar sobre ello, pero mientras tanto no es necesario planteárnoslo». Nuestro modo de actuar no es pensar demasiado en algo antes de que ocurra. De ese modo, tenemos una mente completamente serena. Sin embargo vosotros, como tenéis algo, os preocupáis por si llegarais a perderlo, pero si no tenéis nada, no tenéis por qué preocuparos.

Suzuki, Shunryu. No siempre será así.

abril 13th, 2020|Tags: , , , , |

About the Author:

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.